Augusto Algueró ha estado informando en la última hora sobre el estado de salud de su madre Carmen Sevilla

El 16 de julio era una fecha fija en los calendarios de todos aquellos seguidores y admiradores de Carmen Sevilla, considerada una de las actrices, cantantes, bailarinas y presentadoras más célebres del panorama nacional. Hace apenas diez días, la sevillana celebró su santo, fecha que pasó rodeada de su círculo más cercano.

Para no perderse este día tan especial para ella, su hijo Augusto Algueró, sus nietos y su gran amigo Moncho Ferrer quisieron trasladarse a la residencia madrileña de Aravaca, donde la presentadora ingresó hace unos años a causa del alzhéimer, enfermedad que padece. lleva más de una década sufriendo dolores para acompañar a la protagonista del día en el que quizás sea uno de sus días más importantes.

Leer :   Amazon Echo Show 15: análisis y opinión | Tecnología

Aunque se conocen pocos detalles de la adorable velada, lo cierto es que su único hijo ha revelado cómo se encuentra su madre en este momento de su vida pues ha logrado celebrar un año más de su santo: «Está estable, tranquila, muy cuidada y sin dolores”, explicó Algueró Al mismo tiempo, aclaró que su madre se pasaba los días haciendo ejercicios para fortalecer sus músculos.

Carmen Sevilla con Augusto Alguero©GTRESONLINE

Desafortunadamente, el desarrollo gradual de su enfermedad es inevitable. Su familia lo sabe, y aunque ella tiene sus momentos de tristeza y desesperación, sabe cómo actuar para que la reina de la televisión siga viva, sonriente y luchando. Al menos, eso es lo que dio a entender Augusto cuando confesó: “Mi madre está muy tranquila y muy bien. Desafortunadamente, ya no reconoce a nadie.Pero la sonrisa no ha abandonado su rostro. Somos conscientes de la realidad, no hay otra opción”.

Él la visita cada vez que puede, a veces incluso decide llevar a sus hijos a pasar tiempo con su abuela: «Lo visito regularmente y a veces llevo a mis hijos conmigo»aseguró el hijo del conocido compositor.

La última vez que esto ocurrió fue precisamente en el Día del Carmen, una fiesta anual en conmemoración de la patrona del mar y de la Armada Española que parece haber sido siempre celebrada por el expresentador del Cine de Barrio. Este año no fue la excepción ya que su hijo, sus nietos y su novio Moncho Ferrer quisieron sorprenderla con un hermoso ramo de flores y su pastel favorito. Un regalo con el que el éxito estaba evidentemente más que asegurado.

A los 91 años, que cumplió el 16 de octubre de 2016, Carmen Sevilla se mantiene ajena a la vida pública, tratando de vivir su jubilación dorada en absoluta tranquilidad, pese a verse ensombrecida por su inevitable e incurable amnesia. Lo dijo el propio Moncho, quien lo reveló en conversaciones con La Razón “Carmen es muy tierna”. “Su vida sigue igual, con la misma rutina, ejercicio, paseos por el jardín, muy tranquila”, admitió.

«Gracias a Dios está en muy buenas manos en la residencia, allí todo el mundo la quiere. Es una mujer maravillosa, la visito todas las semanas, me vienen a la mente todos los recuerdos que ha tenido a su lado a lo largo de su vida y no hay ninguno malo”, agregó.

Leave a Comment