Chronicles of an Affair es una delicada y memorable seducción francesa

Crónicas de un asunto, se estrena el jueves 20 de abril

Crónicas de una aventura (Crónica de un pasaje de enlaceFrancia/2022). Dirección: Emmanuel Mouret. guion: Emmanuel Mouret y Pierre Girard. fotografía: Laurent Desmet. edición: Pelea con Salomón. Verter: Sandrine Kiberlain, Vincent Macaigne, Georgia Scalliet, Maxence Tual. distribuidor: películas CDI. duración: 101 minutos. calificación: Apto para mayores de 13 años. Nuestra opinion: Muy bueno

Todo comienza el viernes 28 de febrero cuando un hombre y una mujer se encuentran en un bar y hablan de un beso fugaz ocurrido en una fiesta y del deseo irresistible que los envolvió entonces y en ese reencuentro secreto. Él es un hombre casado y ella es una madre soltera que no reprime sus deseos cuando se produce la atracción y la “sincronicidad” —como ella dice— y para él, apodado Simon, es un acto de fe. A pesar de todas las objeciones y coqueteos, Simon acompaña a Charlotte a su casa.

Leer :   3 hábitos diarios que te desgastan sin darte cuenta

Así comienza el vínculo entre ellos y una historia que parece solo un momento fugaz, pero la inteligencia del cine de Emmanuel Mouret, conocido en nuestro país últimamente Las cosas que decimos, las cosas que hacemoss– es expandir lo trivial a un análisis de las relaciones afectivas desde el punto de vista de la comedia romántica inteligente. Ese que Eric Rohmer o Woody Allen cultivaron con infinita sensibilidad, humor y claridad conceptual. La relación entre la incontenible Charlotte y el confiado -y complejo- Simon sirve al director para desarrollar un guión brillante, evidente en los larguísimos discursos que -en otras manos- podrían ser un pasaporte al aburrimiento, y aquí su pose resulta ser un hermosa experiencia basada en la química y la excepcional solvencia actoral del dúo protagonista. Ella se separó hace años, él se casó hace dos décadas.

Mouret continúa explorando los lazos sentimentales que forman la base de su filmografía, de la mano de sus actores fetiches, y el resultado, a medida que avanza el calendario de estos encuentros sexuales casuales hasta que las cosas se complican, es, aunque esperado, simplemente encantador. . Como ningún otro, logra filmar la historia de amor “tan francesa”, pero sin dejar de ser tan personal, tan lúdica y tan entusiasta que permite una marca nueva, muy personal, en el amplio universo de este tipo de historias para el cine de su país.

Leer :   Día de la Californidad, la invención de California

¿Puede el amor sobrevivir a la dicha? Ante el fracaso sentimental y el vacío de la existencia, Emmanuel Mouret parece interrogarse a sí mismo en clave “proustica”. Pero la reflexión de carácter filosófico se presenta en sutiles metáforas, en situaciones divertidas y en conversaciones que alimentan pensamientos a veces luminosos ya veces melancólicos sobre la verdadera naturaleza del amor. Así, ofrece al espectador un momento en el que todo se revela de manera sensible -sin efectos ni golpes bajos- para quienes se sientan en la silla, en sintonía con los personajes interpretando una coreografía verbal propia de la obra de estos grandes maestros del arte. la pantalla

Leer :   La X Liga Provincial de Jábegas Pepe Almoguera se despide este sábado con el Gran Premio Senda Azul de la provincia de Málaga

Leave a Comment