El universo sobrenatural de Sergio G. Sánchez llega a Netflix: “Siento ‘Alma’ como si fuese mi criatura”





‘Alma’ es la primera serie del guionista de ‘El Orfanato’ y director de ‘El secreto de Marrowbone’

El asturiano Sergio G. Sánchez, guionista de algunos de los largometrajes más influyentes del cine español de los últimos tres lustros, como son ‘El Orfanato’ o ‘Lo Imposible’ (ambos de J.A. Bayona) y director de la enigmática ‘El secreto de Marrowbone’, es ahora el creador de la serie original de Netflix, ‘Alma’, su primera incursión en la ficción televisiva.

Como no podía ser de otra manera teniendo en cuenta la trayectoria de su creador, ‘Alma’ es un thriller sobrenatural, que ha sido producido Sospecha Films, la compañía creada Belén Atienza (‘Jurassic World: El reino caído’, ‘El secreto de Marrowbone’) y Sandra Hermida (‘Arde Madrid’, ‘El secreto de Marrowbone’), dos habituales también del cine de Bayona, junto a Jesús de la Vega (‘Hierro’). Se trata del segundo proyecto para Netflix de esta joven compañía tras la serie ‘El Inocente’, creada por Oriol Paulo.

Alma Netflix rodaje
Sergio G. Sánchez y Mireia Oriol

«Llevamos trabajando con Sergio G. Sánchez 17 años, concretamente desde ‘El Orfanato’, proyecto del que él era el creador del guion y estuvo absolutamente implicado en cada fase del proyecto. Sergio, además de un excelente guionista, es sobre todo un director nato, de ahí la potencia cinematográfica de su escritura que brillantemente traslada a la pantalla. La capacidad que tiene para crear universos nuevos dentro de la cotidianidad es increíble y siempre es un lujo poder producir a un director como tanta riqueza visual y narrativa. Desde ‘El Orfanato’, pasando por ‘Lo Imposible’ hasta que llegó el momento de ponerse tras las cámaras en ‘Marrowbone’, su proceso creativo siempre es enriquecedor y nunca hay dudas a la hora de producir alguno de sus proyectos. El proceso ha sido más largo que el de ‘Marrowbone’, ya que el número de personajes, localizaciones y tramas en ‘Alma’ era muy superior, con lo que si, podríamos decir que el proceso ha sido más arduo y complejo, desde el desarrollo inicial de la biblia y los capítulos hasta el propio rodaje, montaje y postproducción», explica la productora Sandra Hermida a Audiovisual451 sobre la ficción creada por Sergio G. Sánchez.

Y es que según cuenta la productora, el proyecto ha llevado tres años desde el desarrollo hasta la entrega de la serie. La primera producción original de Netflix en Asturias inició su rodaje en septiembre de 2020 y se prolongó durante varios meses, 14 semanas en Asturias, con dos unidades completas y más de 30 localizaciones, y otras seis semanas más en plató en Barcelona, todo con la pandemia por medio.

Leer :   Los mejores k-dramas de Netflix

‘Alma’ es una serie conclusiva que cuenta con nueve episodios de 40 minutos cada uno, dirigidos por el propio Sergio G. Sánchez, que también es productor ejecutivo, junto al cineasta Kike Maíllo (‘EVA’, ‘Cosmética del enemigo’).

El reparto de esta ficción donde prima el misterio y que nace de una experiencia personal de su creador está encabezado por Mireia Oriol (‘Las del hockey’), en el papel de ‘Alma’, a la que acompañan Alex Villazán (‘Caronte’), Pol Monen (‘¿A quién te llevarías a una isla desierta?’), Claudia Roset (‘SKAM’), Javier Morgade (‘El nudo’), Nil Cardoner (‘Las del hockey’), María Caballero (‘El ministerio del tiempo’), Milena Smit (‘No matarás’) y Elena Irureta (‘Patria’).

Tras sobrevivir a un accidente de autobús en el que mueren casi todos sus compañeros, Alma se despierta en un hospital sin recordar nada del incidente… ni de su pasado. Su casa está repleta de recuerdos que no son suyos y tanto la amnesia como el trauma hacen que experimente terrores nocturnos y sufra unas visiones que no consigue desentrañar. Con la ayuda de sus padres y amigos, desconocidos para ella, intentará descubrir el misterio que rodea al accidente a la vez que lucha por recuperar su vida y su identidad.

«Trabajar con Sergio G. Sánchez implica sumergirse en la creación de un universo rico en tramas y personajes, en los que los espacios en los que se desarrollan sus guiones son personajes dentro de la historia. La selección de las localizaciones y la concepción de los decorados son parte esencial del diseño del proyecto tanto desde el punto de vista eminentemente creativo como desde la producción y logística. Trabajar en este proyecto ha supuesto un reto artístico donde las fronteras entre lo deseado y lo posible se han cruzado buscando un ambicioso valor de producción en cada secuencia. Trabajar en localizaciones naturales y retratar la bellísima y agreste naturaleza asturiana han sido un objetivo principal del proceso. Contar con Netflix como compañero y aliado en este viaje ha impulsado aún más nuestra ambición como cineastas», confiesa Hermida.

Audiovisual451 ha profundizado en una de las grandes apuestas de Netflix para los próximos meses, un drama adolescente sobrenatural que todavía no tiene fecha de estreno. A través de su creador Sergio G. Sánchez y una de sus productoras habituales, Sandra Hermida, conocemos mejor los detalles de producción de ‘Alma’.

Leer :   cuantos capitulos tendra la temporada 6 parte 2

Audiovisual451: Creo que el germen de ‘Alma’ está en una experiencia personal de Sergio ¿no es así?

Sergio G. Sánchez: “Sí, el origen de la serie está en una experiencia personal mía. En la víspera de Nochebuena de 2005, una placa de hielo en la carretera hizo que mi coche cayese por un puente 12 metros, hasta la vía del tren. En todo el proceso de recuperación de este accidente está la semilla de ‘Alma’, que empezó como un cortometraje y luego desarrollé un guion de largometraje”.

A451: ¡Vaya transición! de un corto a una serie, ni el flashforward de ‘2001, una Odisea en el espacio’…

S.G.S: “Se convierte en serie, porque cuando Netflix llega a España Diego Ávalos me llamó para ver si tenía algún proyecto. Esto fue justo después de haber estrenado mi primer largometraje como director, ‘El secreto de Marrowbone’. Le pasé unas cuantas cosas, entre ellas este guion de largometraje. En las conversaciones posteriores nos dimos cuenta que podía crecer más, ampliar personajes y convertirse en una historia más grande. De ahí surge ‘Alma’ como serie”.

A451: ¿Y todavía dará más de sí?

S.G.S: “Esta temporada de ‘Alma’ está compuesta por nueve capítulos de 40 minutos y es conclusiva, pero deja una puerta abierta a una posible continuación. Hay material de sobra para seguir con todo lo que hemos creado. Vamos a ver como la acepta el público y si gusta, podríamos dar más”.

A451: Creo que es la primera serie de Netflix rodada en Asturias, es obvio que el origen asturiano del creador ha pesado en esta decisión pero ¿qué aporta además el Principado a la serie?

S.G.S: “En primer lugar como bien dices se eligió Asturias por un aspecto personal, porque soy de aquí y me apetece mucho mostrar algo que conozco muy bien. Por otro lado, creo que el audiovisual español peca de estar excesivamente centralizado, vemos siempre los mismos ambientes, las mismas atmósferas. En ese caso, creo que los paisajes naturales espectaculares de Asturias le van muy bien a la historia y era una pena no aprovecharlos, aunque siempre es difícil traer un rodaje aquí, porque la mayoría de técnicos están en lugares donde la producción audiovisual es más continua, como Madrid o Barcelona. Traer un rodaje a Asturias encarece la producción porque hay mucha gente que no es local y todos esos alojamientos y dietas extras engordan mucho al presupuesto. Y más en un rodaje como éste, durante 20 semanas seis de ellas con dos unidades a pleno rendimiento. A veces esto dificulta mucho, es complicado convencer a los productores para llevar un rodaje a Asturias. Por suerte yo pude convencer a Sandra Hermida y a Belén Atienza, porque tenemos mucha Asturias que mostrar. Creo que es muy bueno diversificar contenidos, personajes y lugares de rodaje”.

Leer :   La película más cara de Netflix dura 129 minutos y tiene al protagonista de Los Bridgerton

Sandra Hermida: «Asturias, escenario habitual de los proyectos de Sergio, es un elemento determinante para nuestros proyectos con él. Esta comunidad ofrece un paisaje incomparable, desde paisajes montañosos y salvajes a acantilados y playas bellísimos. En una serie como esta, donde el predominio de exteriores era determinante, necesitábamos un lugar que nos ofreciera todas las localizaciones necesarias con el mínimo desplazamiento posible y que contara con la infraestructura hotelera, gastronómica y de proveedores necesaria para una producción que desplazaba tanto equipo. Hay que añadir que dados los proyectos anteriores que hemos producido en Asturias, ya contamos con un equipo local profesional, motivado y altamente eficiente, una “cantera” con la que es un placer repetir en cada ocasión. A todo esto, nos gustaría señalar que el factor humano, la buena recepción y el apoyo que cada uno de nuestros rodajes en Asturias ha recibido desde la ciudadanía hasta los estamentos políticos sitúan esta comunidad como un sitio maravilloso para rodar».

A451: ‘Alma’ es la primera serie de Sergio ¿qué diferencias fundamentales hay respecto al rodaje de una película?

S.G.S: “La diferencia con el rodaje de una película es la envergadura. Ten en cuenta que estamos hablando de más de seis horas, lo que serían como tres películas de una vez. Sin embargo, esto también ofrece muchas ventajas”.

A451: ¿Por ejemplo?

S.G.S: “Por ejemplo, te permite ahondar mucho más en la trama y en los personajes, con una riqueza que no tienes en el cine. Por otro lado, las series exigen un ritmo mucho más elevado. De alguna manera, cuando un espectador va al cine ya ha adquirido el compromiso de dedicarte esas dos horas. En televisión eso no pasa, porque la oferta es gigantesca y solo cuesta un clic saltar a otra historia. La narrativa en las series tienes otros mecanismos porque estás obligado a generar ganchos, uno detrás de otro, como si estuvieras tejiendo… tirando todo el rato de esa madeja para asegurarte de que el espectador sigue contigo y no se desengancha. La estructura y los mecanismos narrativos son muy distintos”.

Leer :   Netflix emerge como un ave fénix: pierde menos suscriptores

A451: ¿El cuidado visual es similar en cualquier caso?

S.G.S: “Hay otros aspectos que no cambian por ser una serie, por ejemplo visualmente es tan potente como una película. En este caso hemos mimado la serie al máximo, he peleado mucho por esta riqueza visual, hemos cubierto Asturias de cabo a rabo, con más de 30 localizaciones, que complicaron mucho el rodaje. En definitiva, hemos jugado con eso, tratando de hacer la serie todo lo cinematográfica posible, contando en que son tres películas rodadas en el doble de tiempo. Esto también te obliga a activar mecanismos de planificación mucho más rápido de lo normal para resolver las secuencias. Esto, de alguna manera, te obliga también a buscar soluciones creativas más interesantes”.

Sandra Hermida, con el Goya a la dirección de producción por ‘Un monstruo viene a verme’.

S.H: «Nuestra forma de enfrentarnos a los proyectos como productores siempre parte de la misma motivación: tener una buena historia y acompañar al director/a para llevar su visión a la pantalla. Los distintos formatos, serie o largometraje, no alteran dicha motivación ni el modo de trabajo con el creador y los equipos, las diferencias están en las fases de financiación y en la longitud y complejidad de las fases de rodaje y postproducción, determinadas por la longitud de cada obra».

A451: Y no podía faltar el componente sobrenatural…

S.G.S: “En cuanto a tono, ‘Alma’ emparenta con obras como ‘El Orfanato’ o ‘Marrowbone’, porque es es un thriller con toques de terror, pero sobre todo lo que más prima en ella es el misterio. Además, la trama es un puzle y exige una participación activa del espectador en todo momento, es una historia que va mutando. Los tres casos creo que se podrían ver como muñecas rusas, una historia encierra otra historia dentro y así sucesivamente. Parte del juego es cómo se va deshaciendo esa madeja”.

A451: Vamos, ‘Made in’ Sergio G. Sánchez… ¿Cómo es ese estilo?

S.G.S: “Quizá mucha gente todavía no me haya asociado a un estilo propio, quizá porque me ubiquen más en las colaboraciones con J.A Bayona, pero mi manera de contar las historias mezcla la fantasía y el terror con un lado muy emocional. Todas las cosas que he hecho van por ese camino”.

A451: Entonces, quizá ‘Alma’ sea la obra que mejor define a Sergio como autor ¿no es así?

S.G.S: “Bueno, probablemente sí sea la obra más Sergio G. Sánchez hasta la fecha, aunque es curioso decir esto en una obra en la que comparto dirección con Kike Maíllo. No puedo decir que soy el responsable cien por cien de la serie, pero tampoco nunca anteshe tenido tanto control sobre un material, porque aquí he trabajado como productor ejecutivo, director y guionista. Realmente, sí, siento ‘Alma’ como si fuese mi criatura”.

Leer :   La película dramática y profunda sobre la cultura japonesa que no te puedes perder en Netflix

A451: Sin embargo, no debió ser fácil, porque la pandemia os afectó de lleno…

S.G.S: “Nos afectó en todo, estábamos preparados para salir a rodar cuando se declaró la pandemia. Y fuimos de los primeros que nos lanzamos a rodar tras el confinamiento. Uno de los productores de la serie, Jesús de la Vega, tuvo que diseñar un protocolo Covid que no existía. Entonces estábamos en un terreno inexplorado, tuvimos todo el apoyo de Netflix y se lo tenemos que agradecer, porque lo sensato en aquel momento quizá hubiera sido posponer el rodaje. Pero de alguna manera teníamos la responsabilidad de reactivar la industria. Tuvimos que dedicar una buena parte del presupuesto a estas medidas Covid, variamos toda la metodología de rodaje, los transportes de todo el mundo que multiplicaron los vehículos, las comidas, limitamos los contactos del equipo… Todo esto se llevaba parte de la energía y parte del tiempo que debías dedicar al aspecto creativo lo dedicabas a la logística y a la planificación para sacar la producción adelante y finalizarla. Durante todo el rodaje planeaba el fantasma de tener que parar. Pero por suerte todo salió bien, porque los rodajes son microcosmos en lo que es más fácil crear una burbuja”.

A451: Quizá en esto también ayudó que se rodase en Asturias…

S.G.S: “Sí, es cierto que nos benefició que el rodaje fuera en Asturias, porque en aquellos momentos también era una de las comunidades con menos incidencia, aunque en algún momento, ya en noviembre, pensamos que nos iban a parar el rodaje, porque se cerró todo. Esto también te va afectando psicológicamente, era un acto de fe”.

A451: ¿Qué podéis contar del reparto? ¿Por qué habéis elegido caras poco conocidas?

S.G.S: “Yo creo que casi ninguno de los protagonistas es muy conocido, es cierto. El casting lo hicimos con Veló Casting, con Ana Sainz-Trápaga y Patricia Álvarez de Miranda, que son estupendas y su implicación fue total. Vimos a más de 2.000 jóvenes para nuestros protagonistas. En especial fue complicado el personaje de Alma, que interpreta Mireia Oriol, que es muy complejo y creo que ella ha hecho una composición preciosa. Respecto a lo segundo, cuando presentábamos ‘Marrowbone’ se hizo una rueda de prensa en Asturias y alguien me comentó que para ser una película internacional le faltaban estrellas, yo contesté que escogí a los actores que creía que eran los mejores para los personajes y que no me cabía duda de que en unos pocos años serían estrellas internacionales, como así ha sido, no me equivoqué, mira la carrera de Anya Taylor-Joy, George Mackay… Creo que para eso tenemos ojo y espero que a los actores de ‘Alma’ les ocurra lo mismo”.

Leer :   La serie de culto de Netflix que no te deja dormir

S.H: «Sergio tenía muy claro el tipo de reparto que estaba buscando, un casting muy joven y talentoso lleno de caras nuevas. Durante meses, realizamos decenas de pruebas, construyendo personaje a personaje, dando forma al reparto poliédrico y coral que tiene la serie, potenciando la importancia no solo de cada personaje individualmente si no de su fortaleza como grupo. Una vez seleccionado el casting, Sergio trabajó intensamente con el grupo a nivel ensayos y trabajo actoral antes de ponerlos frente a las cámaras».

A451: ¿Cómo fue el trabajo con ellos?

S.G.S: “Es la primera vez que me encuentro con nerviosismo por parte de los actores, venían con unas expectativas inmensas y con miedo de enfrentarse a hacer una serie de Netflix que de la noche a la mañana se estrena en 190 países. También es la primera vez que he notado que yo imponía a los actores, intenté normalizarlo para que se sintieran todos cómodos”.

A451: ¿Y cómo se lleva esa presión de estreno internacional?

S.G.S: “Yo no me lo planteo esa presión de estrenar en 190 países, intento hacer el trabajo lo mejor posible y me pongo como primer espectador. Vamos, intento hacer el tipo de películas y series que a mí me gustaría ver y nunca he tenido en cuenta el impacto final. Por ejemplo, cuando hicimos ‘El orfanato’, todos éramos novatos, no teníamos ni idea. Pensábamos que estábamos haciendo una cosa muy rara que mezclaba terror y melodrama, algo poco habitual en el cine español. Pero lo hacíamos con toda la ilusión, pensando que a lo mejor nos seleccionaban para Sitges y celebrábamos allí nuestra fiesta, nunca se nos pasó por la cabeza que se iba a convertir en un fenómeno. Lo mismo cuando hicimos ‘Lo imposible’, una película de catástrofes rodada en España… una locura, pero nunca sabes y siempre hay un componente de suerte que confías que esté de tu lado cuando se estrene. Lo único que puedes hacer es poner en cada trabajo lo mejor de ti mismo, poner un pedazo de tu corazón para que le llegue a alguien más”.

Leer :   Netflix está lista para el final de Pipa: cuándo será el estreno

A451: Teniendo en cuenta el componente sobrenatural, la postproducción tendrá también mucho peso en la historia…

S.G.S: “Sí, ha sido muy compleja. Gracias a las productoras Sandra Hermida y Belén Atienza he aprendido que en este mundo no te puedes conformar con cualquier cosa, que tienes que buscar la excelencia, que hay que mimar todo, incluyendo, por supuesto, la postproducción. Hay que dedicarle el mayor tiempo posible a tener la mejor versión posible del montaje y todo lo que viene detrás: el sonido, los efectos especiales…”

A451: ¿Cómo os enfrentasteis a los VFX?

S.G.S: “En ‘Alma’ tuvimos dos empresas de efectos especiales. Por un lado estaba El Ranchito, liderada por Felix Bergés, y por otro lado el estudio de Alex Villagrasa, Lamppost. Lo que hicimos fue dividir las diferentes capas de los efectos especiales temáticamente, porque hay dos áreas distintas en las que trabajar y alguna escena distinta donde se superponen. Fue un proceso muy bonito, nunca había participado en un proyecto que requiriese de este nivel de efectos, porque hay más de 1.000 planos con efectos, algunos muy complicados. Estoy muy contento con el resultado, también con el diseño de sonido que creo que es una pasada. Hemos mezclado el sonido en Dolby Atmos y me da mucha pena pensar que mucha gente verá la serie en el metro, de camino al trabajo, en una pantalla de móvil. Por eso recomiendo que se vea en las mejores condiciones posibles, porque es una serie que hemos cuidado mucho y se podría proyectar en un cine sin problemas”.

S.H: «El diseño de estos efectos, realizado por El Ranchito y Lamppost, unido a la complejidad del montaje, hecho por Elena Ruíz, y el diseño de sonido de Gabriel Gutiérrez, así como la composición musical de Fernando Velázquez, seña de identidad de los proyectos de Sergio, ha requerido de una larga y complicada postproducción, mimada y artesanalmente producida por cada departamento implicado hasta llegar al resultado final».

A451: También habéis echado el resto con la banda sonora, obra de Fernando Velázquez

S.G.S: “Sí, la música también es fundamental en la serie. Efectivamente, trabajamos con Fernando Velázquez y grabamos con la Orquesta Sinfónica del Principado de Asturias. Todo lo que he hecho desde que volví de Estados Unidos lo he hecho con Fernando Velázquez, siempre digo que él pone el alma a mis historias. Yo entiendo la música como un elemento narrativo más, porque mi amor al cine viene en parte por las bandas sonoras. Cuando era un niño no teníamos un reproductor de vídeo doméstico, para mí el cine era un evento vital en la sala, era algo que no se repetía, por eso la manera que tenía de revivir esas películas era con la música. Entró en mi casa el disco de la banda sonora de ‘E.T.’ y lo quemé, porque, escuchando la música, las imágenes de la película de Spielberg volvían a mi cabeza”.

Leer :   ¿Resident Evil tendrá temporada 2 en Netflix? | Serie | Vídeos | nnda nnlt | FAMA

“Sé que ahora mismo la tendencia de la música audiovisual va por otro camino, es una música invisible pero yo con Fernando lo que he hecho siempre eran casi óperas. Pensaba que con los tiempos que manejábamos no le iba a dar tiempo a hacer una banda sonora como si fuese una película, que haría una biblioteca de temas, pero no, Fernando ha hecho 300 minutos de música compuestos escena por escena, como si fuera una película. El trabajo es monumental”.

A451: ¿Seguirás creando series?

S.G.S: “Me ha gustado mucho la experiencia de la ficción televisiva y me gustaría seguir compaginándola con el cine. Todo dependerá de las historias y lo que necesiten. Trabajar con Netflix ha sido muy gratificante, he trabajado muy a gusto, he gozado de una libertad creativa increíble y he aprendido mucho”.

A451: ¿Cómo ha sido la experiencia con Netflix?

S.G.S: “Mis historias suelen ser muy enrevesadas y barrocas, con una arquitectura muy compleja, y en todo el proceso de guion y montaje me han ayudado mucho. Me han dado un punto de vista que me ha ayudado a que todo sea mucho más sencillo y accesible. Creo que mis conversaciones con ellos han hecho que la serie sea mejor”.

A451: ¿Fue sencillo acceder a Netflix para levantar la financiación de la serie?

S.H: «Netflix quería desarrollar un proyecto con Sergio y desde el inicio hubo sintonía en el contenido y el tipo de serie que queríamos hacer con lo que buscaba la plataforma. El proceso de financiación, desarrollo, producción y comunicación de los proyectos con Netflix es extremadamente eficiente, los equipos están super engrasados y trabajan desde el talento acompañando la visión del creador y el contenido producido».

Netflix sigue creyendo en el audiovisual español

La sombra de Netflix sigue siendo muy alargada, aunque los resultados de la compañía de streaming en los primeros meses del año son, cuanto menos, preocupantes. Porque la plataforma de ‘La casa de papel’ reconoció la pérdida de 200.000 abonados entre enero y marzo de este año 2022 y prepara a los inversores para una caída prevista de otros dos millones en el segundo trimestre. Netflix cuenta al cierre del primer trimestre de 2022 con un total de 221,64 millones de abonados en todo el mundo y ha anunciado por primera vez desde su lanzamiento la pérdida de suscriptores.

Smiley Netflix
‘Smiley’

Sin embargo, la plataforma promete que seguirá trabajando a fondo en el desarrollo de contenidos en todo el mundo. Solo en España tiene anunciadas más de 20 series de ficción para 2022, entre novedades absolutas y nuevas temporadas. Aquí van algunas de las próximas series españolas destacadas de la plataforma de Los Gatos:

Netflix y Brutal Media graban la segunda temporada de ‘Bienvenidos a Edén’. La serie escrita por Joaquín Górriz y Guillermo López, que se estrenó en todo el mundo a través de la plataforma el pasado 6 de mayo.

También comenzaron el pasado mayo la grabación de ‘El silencio’, nueva serie de thriller creada por Aitor Gabilondo. La ficción está producida por Alea Media, la compañía fundada por Gabilondo en 2017 y participada por Mediaset España.

En ese mismo mes Netflix y Minoría Absoluta iniciaron igualmente en Barcelona la filmación de la  ‘Smiley’, adaptación de la obra de teatro homónima de Guillem Clua. El propio Guillem Clua ejerce de showrunner de esta nueva ficción, que está dirigida por Marta Pahissa y David M. Porras.

Asimismo, Netflix ha renovado su acuerdo creativo con Álex Pina, que está trabajando ya en un nuevo proyecto de ficción. El 9 de octubre de 2021, un diario español publicó un artículo sobre la proliferación de búnkeres después de la pandemia, lo que marcó el punto de partida para una nueva serie: “Algunos de los nuevos refugios que se estaban construyendo eran viviendas de lujo en el subsuelo. Hasta 15 pisos hacia abajo, con servicios exclusivos como cine, piscina, spa, gimnasio y jardines comunes. Con agua y comida para sobrevivir más de cinco años. Una comunidad bajo tierra para 75 personas. Y entonces pensamos en cómo sería la vida ahí dentro. Las relaciones sociales, familiares, románticas, en un refugio subterráneo al que habían huido de forma precipitada y exclusiva”, afirma Álex Pina. El creador de ‘Sky Rojo’ o ‘La casa de papel’, una de las series más vistas de Netflix, trabaja también en el spin-off del personaje de Berlín, precisamente de ‘La casa de papel’, para el año 2023.

En febrero pasado comenzó en París el rodaje de la serie ‘Hasta el cielo’, producida por Vaca Films (‘El desorden que dejas’),  que continúa la historia de la película homónima dirigida por Daniel Calparsoro. De hecho, la dirección corre a cargo de nuevo del propio Calparsoro (‘Cien años de perdón’), mientras que Jorge Guerricaechevarría (‘Las leyes de la frontera’) firma el guión de esta ficción.

Hasta el cielo serie
Rodaje de ‘Hasta el cielo’. Fotografía de Jaime Olmedo.

Atípica Films está detrás ‘La chica de nieve’, otro original de Netflix basado en la novela homónima de Javier Castillo. Se trata de una serie de seis capítulos, cuya adaptación corre a cargo de Jesús Mesas y Javier Andrés Roig (‘Deudas’, ‘Estoy vivo’), mientras que la dirección recae en David Ulloa (‘La caza. Monteperdido’) y Laura Alvea (‘Ánimas’).

La serie anunciada por Netflix como ‘Baruca’ se titulará finalmente ‘La noche más larga’, con producción de LaZona. Esta ficción ha sido creada por Víctor Sierra y Xosé Morais (‘Néboa’, ‘Serramoura’) y dirigida por Óscar Pedraza (‘Patria’, ‘Sky Rojo’) y Lluís Quílez (‘Bajocero’, ‘Graffiti’)

Netflix y Nostromo Pictures son los responsables de ‘Santo’, serie original de la plataforma realizada entre España y Brasil y cuyo rodaje comenzó el mayo de 2021. ‘Santo’ ha sido creada por Carlos López (‘Hache’, ‘El príncipe’, ‘La embajada’).

‘Las de la última fila’ es otra ficción original de Netflix que produce Atípica Films. La primera serie creada y dirigida por Daniel Sánchez Arévalo, cuenta con seis episodios y se ha rodado en varias localizaciones de la provincia de Cádiz y Madrid.

EL_SILENCIO_NETFLIX
‘El silencio’

Otra apuesta aunque no es un original de la plataforma es ‘Los pacientes del doctor García’, una historia basada en la novela de Almudena Grandes que mezcla el drama y el thriller de espías. Se trata de una coproducción de RTVE, Diagonal (Banijay Iberia) y DeAPlaneta, que cuenta con la participación de Netflix.

Finalmente, Alberto y Laura Caballero, artífices de éxitos de la televisión en abierto como ‘La que se avecina’ y ‘El pueblo’, preparan también la comedia ‘Machos Alfa’. Además, Netflix anunció en octubre pasado que ‘Valeria’, producida por Plano a Plano, tendrá tercera temporada, mientras que ‘Élite’ tendrá una sexta. Otras producciones españolas de ficción que Netflix tiene en marcha son ‘Si lo hubiera sabido’, y ‘Sagrada familia’.

También te puede interesar

-Publicidad-


Leer :   Jennifer Lopez derramó los frijoles en "Halftime" de Netflix

Leave a Comment